Los animales, salvajes o no, no dejan nunca de sorprendernos. Sus caras, sus ademanes, incluso su mirada dicen mucho sin mencionar una palabra, puesto que, si encima hablaran esto ya sería la leche. Aquí te dejamos con esos animales chistosos que saben como arrancarte una sonrisa por mucho que no quieras.

Estos animalillos chistosos, algunos riendo, otros asustados y otros con cara de alucinados son los que hacen de nuestro mundo un lugar mejor. Esperamos, por lo menos, que alguno de ellos te haya alegrado el dia.