Hay que saber leer entre líneas…

“SE DICE: AY, CARI, NO HACE FALTA QUE TE GASTES EL DINERO EN MÍ… PERO SE PRONUNCIA: ¡¡COMO ME SEAS DE LA COFRADÍA DEL PUÑO CERRAO, Y NO ME REGALES NADA, PIDO EL DIVORCIO Y AHÍ TE QUEDAS PRINGAO!!”

(ANÓNIMO)

Deja un comentario